El cantante Diego Verdaguer perdió la vida a los 70 años

lakebuena

La madrugada de este viernes 28 de enero el cantante Diego Verdaguer perdió la vida consecuencia de COVID-19, virus que fue detectado a finales del año pasado y tuvo que ser hospitalizado. El cantante argentino falleció en la ciudad de Los Ángeles, Estados Unidos y la familia anunció que ahí mismo será cremado.

Con absoluta tristeza, lamentamos informar a todo su público y amigos, que nuestro querido Diego el día de hoy dejó su hermoso cuerpo para continuar su camino y creatividad en otra forma de vida eterna… toda la familia estamos sumergidos en este dolor, por lo que apreciamos su comprensión en estos momentos difíciles. Familia Verdaguer Miguel

La noticia se dio mediante sus redes del cantante argentino:

Ver más: El Recodo y Julio Preciado anuncian su primer fecha de reencuentro

La misma noticia fue replicada en la cuenta de Instagram de su esposa Amanda Miguel, en donde recibió cientos de mensajes expresando el pésame:

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Amanda Miguel (@yoamandamiguel)

La pareja tenía muchos planes para este 2022, una gira juntos por distintas ciudades titulada «Toda una vida»:

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Amanda Miguel (@yoamandamiguel)

Que en paz descanse.

¿Quién fue Diego Verdaguer?

Miguel Atilio H. Boccadoro Verdaguer Hernández nació en Buenos Aires, Argentina, un 26 de abril. Hijo de Miguel Ángel Boccadoro Verdaguer y Elodia María Hernández Pérez.
Desde muy pequeño mostró una sensibilidad muy especial hacia la música y el canto, por lo que poco a poco fue relacionándose con gente del medio artístico.
Cuenta el propio Diego que cuando tenía 4 o 5 años de edad, al escuchar en la radio a Los Chalchaleros, uno de los exponentes más importantes del folklor argentino, sintió que la música era su camino.

Sus primeros pasos

A los 14 años dio los primeros pasos de su carrera artística, cuando conoció al cantante Larry Moreno, quien al percatarse del talento de Diego, lo invitó a unirse con él para formar el dueto Reno y Rino. Así comenzó a pisar de manera profesional los estudios de grabación y algunos escenarios, abriendo brecha en el difícil pero fascinante mundo del canto. Luego de un corto periodo y seis canciones grabadas para la CBS, el dueto se disolvió.

La primera oportunidad

Después de un tiempo de búsqueda Diego encontró una oportunidad a los 17 años de edad. Fue en RCA Víctor y de la mano de su ex compañero Larry Moreno, esta vez como su primer productor. Así lanzó al mercado su primer single como solista titulado Lejos del amor, con arreglos y dirección del destacado músico Jorge López Ruiz, quien además de varios intérpretes famosos de la Argentina, orquestó y dirigió los éxitos más grandes de quien fue para Diego un fenómeno de la música latinoamericana: Sandro.

Primer sueldo

Después de este festival, el Canal 13 de Buenos Aires lo contrató en exclusividad, recibiendo así su primer sueldo como profesional del canto, participando en uno de los programas musicales más populares de la televisión juvenil de Argentina, Sótano Beat, y posteriormente en varios más de la misma empresa. Mientras tanto su versión de Yo solamente yo se escuchaba en la radio.

Poniendo en alto a su país

En marzo de 1970 Diego fue seleccionado para representar a Argentina en el Festival de la Canción Latina, que se llevó a cabo en la Ciudad de México, alternando junto a otros grandes de la canción internacional, como Claudio Villa, de Italia, Sergio Denis, de Argentina, y el más destacado de ese concurso, que fue José José, quien no ganó el festival, pero con la canción El triste, de Roberto Cantoral, impactó a Diego; de ahí le surgieron amistades que hoy perduran y un encuentro con México que para él fue amor a primera vista.

Su primer éxito

Siguieron cinco años de arduo trabajo y preparación, que cristalizaron en su primer éxito, Volveré, que le abrió las puertas de la popularidad a nivel internacional, principalmente en México y en varios países de América Latina.

Gracias a este tema obtuvo diversos discos de oro por altas ventas en Chile, Bolivia, Colombia, Ecuador y Estados Unidos. De este sencillo se han vendido más de cinco millones de copias. Del segundo, Yo pescador de amor, se vendieron 500 mil discos. Poco tiempo después vinieron los siguientes éxitos, Yo quisiera que tú y El pasadiscos, y coincide con un viaje que hace a México, donde es contratado por la disquera mexicana Melody, que le sabe dar proyección y lo acaba de consolidar.
Vía: SACM