Cine y TV

Rosarito, la tenebrosa leyenda de una niña en el metro

11/07/2018, a las 17:18

Esta historia genero toda una leyenda en la estación del metro de la CDMX

Ver más: Omar Chaparro se graba y capta escalofriante figura sin querer

 

La tragedia de esta pequeña niña “Rosarito”, es una de las más espeluznantes de las que se tiene recuerdo en México 

Una pequeña niña que se extravió en la estación del metro Tacubaya, el 7 de septiembre de 1972, entre los tumultos de gente, la pequeña niña acompañada de su madre, que se dirigía en dirección a la colonia Jardín Balbuena, donde ella trabajaba como ayudante de cocina,  

 

Los hechos quedaron registrados en el acta número 07-20790 del Ministerio Publico de la Ciudad de México. 

 

La madre de la pequeña pidió ayuda a las autoridades, amigos y familiares para localizar a la menor, pero jamás imaginaria como seria encontrada la pequeña por el Departamento del Distrito Federal.  

 

“Descubrir qué había detrás de los casos reportados de cuerpos mutilados fue lo más difícil. Nunca nos imaginamos que se trataba de una niñita. Al principio todos pensamos que se trataba de perros, por el tipo de heridas presentadas por las tres víctimas que se sumaron en total durante dos semanas de terror. Si no nos hubieran referido tres testigos que una niña pequeña había matado al indigente para después comer parte de sus sesos y su pierna, nunca habríamos creído tal historia” 

 

 

“La víctima reportada por la policía Judicial presentaba mutilación y desprendimiento total del tobillo izquierdo. De acuerdo con la declaración de la niña Rosario Sánchez Sierra que con toda tranquilidad narró a los uniformados, ella se quedó atrapada al interior del metro después de permanecer varias horas escondida al interior de uno de los túneles, donde huyó tratando de evitar a la gente, a quienes creía culpables de que su madre la extraviara” 



La pequeña Rosarito narra la manera en la que sobrevivió dentro de las instalaciones del metro Tacubaya durante varios días.



   “Siendo bastante noche encontró en el mismo túnel a un vagabundo quien habiendo destapado una alcantarilla se infiltró en las instalaciones del Metro para pasar la noche, pero quien al calcular erróneamente la altura de fracturó gravemente el tobillo izquierdo. La víctima murió a consecuencia de sus heridas y de la falta de atención médica, y al mirar que las ratas mordisqueaban la carne fresca, la niña extrajo el pie del vagabundo que ya estaba escasamente unido al cuerpo debido a la fractura y a la intervención de los roedores”. 

 

 

La mañana del 22 de septiembre de 1972, Rosarito fue capturada dentro de las instalaciones del sistema de transporte colectivo metro, en la estación Tacubaya. Testigos afirman haberla visto golpeando con una pierda la espinilla de un indigente muerto. 

 

Las condiciones del caso hicieron que Rosarito no fuera a la cárcel, no obstante, paso el resto de sus días en el Instituto Mexicano de Investigación Psiquiátrica. Recluida dentro del instituto, testigos aseguran que no presenta conductas violentas, aunque en una ocasión se sospechó de ella por la extraña muerte de una enfermera, asesinato que no pudo ser esclarecido. 

 

El caso fue olvidado por la ciudad y es por ellos que no genero ningún impacto mediático ni fue recordado. La madre de Rosarito fue a visitarla constantemente hasta su muerte en 1997, Rosarito perdió la vida a mediados del 2010, dentro del Instituto.  

 

También te puede interesar:

Wolverine ¿pierde chamba en X-Men y ahora es conductor del metro?

Un comentario en “Rosarito, la tenebrosa leyenda de una niña en el metro”